Por: Juan Alberto Sánchez Marín

Nuevas marchas por Colombia en Europa

Nuevas marchas por Colombia en Europa muestran solidaridad con las víctimas de la represión del Gobierno de Iván Duque.

Nuevas marchas por Colombia en Europa muestran que crece la solidaridad con las víctimas de la represión desatada por el Gobierno de ultraderecha de Iván Duque. Las movilizaciones masivas se han efectuado en Madrid y otras capitales y ciudades de Europa, durante los últimos tres fines de semana.

Un mes del paro nacional

El paro nacional, que cumple un mes, se desarrolla en buena parte del territorio colombiano. Sin embargo, la situación ha sido especialmente convulsa en ciudades como Cali, Popayán, Pereira, Tuluá, Bucaramanga, Villavicencio, entre otras.

Las protestas masivas tuvieron como móvil inicial la propuesta de reforma tributaria del Gobierno de Duque, pero en realidad son muchas las causas de la generalizada inconformidad.

Las políticas neoliberales de los sucesivos gobiernos tienen a la población contra las cuerdas. La ausencia de futuro para los jóvenes, la pobreza, el hambre y la exclusión aumentaron exponencialmente durante los últimos dos años.

La sociedad colombiana es una de las más desiguales del planeta y los niveles de la corrupción gubernamental e institucional no tienen límites. A ello se agrega el pésimo manejo dado a la COVID-19, donde la cifra de muertes asociadas a la pandemia sobrepasa las cien mil.

Violencia sin límites

El incumplimiento del acuerdo de paz con la exguerrilla de las FARC, por parte del Gobierno de Iván Duque, elevó la violencia en el país. Ante la indolencia institucional, no cesan los asesinatos de líderes sociales, campesinos e indígenas, así como las masacres y el desplazamiento de comunidades enteras.

La situación en los campos es crítica, y en los actuales momentos el propio Gobierno es el encargado de trasladar la inestabilidad a las zonas urbanas. El gran. paro nacional, que comenzó el pasado 28 de abril, se mantiene firme.

Las marchas y los bloqueos persistentes expresan el desespero de las mayorías sociales. Entre tanto, el Gobierno afronta las protestas a sangre y fuego. La brutalidad policial llega a límites inusitados, mientras el presidente Duque trata de ganar tiempo.

Duque niega el diálogo

La negativa gubernamental al diálogo ha costado más de cincuenta muertos, más de treinta mujeres violadas, miles de heridos, cientos de desaparecidos y un caos creciente. La violación continua de los derechos humanos, la condescendencia con ciertos sectores de élite, y mucha soberbia, evidencian el carácter violento del actual Gobierno colombiano.

Una realidad que no es de extrañar, si se tiene. en cuenta el grupo político al que representa el presidente Iván Duque, el Centro Democrático. Se trata de un partido de extrema derecha, que orienta el expresidente Álvaro Uribe Vélez.

El controvertido líder, que hasta hace poco se encontraba bajo detención domiciliaria, ha sido vinculado a investigaciones por paramilitarismo, así como a innumerables hecho delincuenciales. Uribe, además, incentivó recientemente las actuaciones criminales de la Fuerza Pública., a través de mensajes por Twitter, que la red social borró.

Nuevas marchas por Colombia en Europa

La falta de futuro ha llevado a que la mayoría de los colombianos rechace el presente que les ofrece un Gobierno cruel e ilegítimo. De ahí la importancia de que se lleven a cabo estas nuevas y seguidas marchas por Colombia en Europa y en otras partes del mundo.

Las manifestaciones de apoyo han sido masivas y reiteradas en Francia, Reino Unido, Alemania, Francia, Bélgica, Estado Unidos y España. Un apoyo fundamental en las actuales circunstancias para la causa de los jóvenes, y, en general, de la población colombiana.

La presión internacional es uno de los pocos elementos que preocupan al Gobierno, que cada vez se asemeja más a una dictadura. Vale recordar que, desde el inicio mismo de la pandemia, Iván Duque gobierna por decreto.

El partido de Duque controla el Congreso, tanto en Senado como en Cámara, al igual que las altas cortes y todos los órganos de control (Procuraduría, Fiscalía, Contraloría, etc.).

Y, en los eventos recientes, el uso desproporcionado de la fuerza y el respaldo irrestricto de Duque a las actuaciones indignas de la Policía, lo ubican desde ya como uno de los presidentes más brutales en la historia del país.

Lo que viene

La debacle actual del país a causa de las erróneas políticas del Gobierno actual, la deplorable imagen del presidente y la aún más desfavorable de Álvaro Uribe, plantean un escenario fatídico para el Centro Democrático.

De todos modos, ese hecho también supone un horizonte difícil para el país, toda vez que se trata de un partido y de unos dirigentes dispuestos a todo con tal de no perder el poder. Para el principal líder opositor y el más opcionado candidato presidencial, Gustavo Petro, los retos, al igual que los peligros, son enormes. Pero, también, lo es para la democracia del país.

Durante la reciente contienda electoral, fue repetido el asesinato de líderes regionales y locales de los movimientos de oposición. Dado el actual contexto, el porvenir es aún más riesgoso e incierto.

Ver también

Marchas por Colombia en Madrid expresan solidaridad.

Nuevas marchas por Colombia en Europa - dXmedio.
Autor
Juan Alberto Sánchez Marín
Periodista y analista colombiano. Dir. cine /TV. Consultor ONU. Catedrático universitario. Telesur, RT, Señal Colombia, HispanTV. Dir: dXmedio.

Deja un comentario