dXmedio
¡Lo invisible se ve!

Juicio político contra Bolsonaro no procederá

Una perjudicial permanencia para Brasil.

Juicio político contra Bolsonaro no procederá - dXmedio. Foto: Waldemir Barreto/Agência Senado (CC BY 2.0).
169

Juicio político contra Bolsonaro no procederá por una razón elemental: aún cuenta con las mayorías politiqueras del Congreso, el filtro a su favor.

Juicio político contra Bolsonaro no procederá, aunque su Gobierno entraña la profundización de la crisis sanitaria, económica y política de Brasil.

A continuación, una versión escrita de la entrevista del analista internacional Juan Alberto Sánchez Marín para el canal internacional Hispantv, difundida el 2 de julio de 2021.

Una democracia sin restablecer

Brasil tiene un sumario notable en cuanto a la declaración de destituciones o impugnaciones presidenciales, que es lo que significa ‘impeachment’ en español. No obstante, no veo tan sencillo que la medida proceda en el caso del presidente Jair Bolsonaro.

Esa fue una medida  que obró en los casos de Luiz Inácio Lula da Silva y de Dilma Rousseff, fundamentalmente, porque estos no tenían el control en Senado y Cámara.

Se ha procurado restablecer la democracia en Brasil desde 1988. El país, desde entonces, no sale de la crisis política. La figura de la destitución siempre ha sido una “espada de Damocles” que pende sobre las cabezas de los presidentes.

Lo que pasa es que cuelga de una hebra fina cuando es un presidente progresista, y de un grueso lazo cuando es de ultraderecha. Y lo que determina el grosor de esa cuerda no es la voluntad popular, sino el apoyo con el que el mandatario cuente en el Congreso. En el caso de Bolsonaro, el apoyo todavía es grande.

Así que a Lula y a Dilma los impugnaron en procesos vertiginosos, sin la menor pertinencia, sin pruebas, o con pruebas falsas, tal como después se demostró. En realidad, se trató de juicios políticos, y en realidad fueron golpes de Estado encubiertos.

Juicio político contra Bolsonaro no procederá

Ahora es otro el cantar, y veo difícil que este proceso avance. Bolsonaro cuenta con el sostén claro y total del presidente de la Cámara de Diputados, el señor Arthur Lira. Y del presidente del Senado, y, además, cuenta con mayorías en ambas cámaras.

Por eso considero que el Juicio político contra Bolsonaro no procederá. Ahí se mueven compromisos y arreglos preestablecidos que, a no ser que suceda algo impredecible y grande, mantienen asegurado a Bolsonaro en la presidencia.

Eso es algo de lo cual se ufana Bolsonaro, abierta y públicamente, en tanto que ataca con vehemencia al Supremo Tribunal Federal (el STF), que es el más alto tribunal de Justicia del país.

La determinante presión contra Lira

Ahora bien, el descaro con el que ha actuado Bolsonaro, su desdén y su arrogancia, sí han ocasionado que algunos partidos, que incluso lo apoyaban, comiencen a cuestionarlo.

Es que hablamos de once partidos políticos que coinciden en la solicitud del impedimento. Y que las recientes acusaciones se originan al interior de su propio Gobierno. A Bolsonaro, también, se le acusa de 23 delitos. Muchos de ellos, claro, relacionados con la pésima gestión de la pandemia de la COVID-19.

Eso unido a las intensas manifestaciones, a la movilización social, quizás podrían  presionar para la apertura del juicio en el legislativo. La cuestión, en el fondo, depende de cuánto habrán de aguantar sus aliados incondicionales la presión ejercida por tantos vientos adversos.

La presión sobre Arthur Lira, claro está, el presidente de la Cámara de Diputados, que es el filtro definitivo y que por algo fue puesto ahí por el propio Bolsonaro.

Una impopularidad creciente

En cuestiones de la política criolla resulta bastante complicado hacer cualquier tipo de vaticinios que vayan más allá del mismo día.

Difícil, sobre todo, en una política basada en tejemanejes politiqueros, que es lo que caracteriza el uso y abuso de la política en nuestra región, en América Latina, sin excepción.

Lo que sí es que hay que tener en cuenta varios factores que de seguro le van a hacer muy engorroso ese futuro político a Bolsonaro y que van a ir en contra de esos fines.

Para empezar, hay que decir que el mandatario tiene una popularidad que es más bien impopularidad. La intención del voto favorable a Bolsonaro ronda el 23%.

Conveniente para Bolsonaro, inconveniente para Brasil

La cifra de muertes por la pandemia supera los 520 000, y aumentando. Hay más de dieciocho millones de personas contagiadas. Sus propios aliados y movimientos que hicieron posible su triunfo se están disgregando y le retiran el apoyo.

Así que veo muy complejo el futuro político de Bolsonaro. Y entre más difícil sea el futuro político de Bolsonaro, mejor es el futuro político del país.

Porque está claro, y estos datos lo confirman a diario, está muy claro que la permanencia de Bolsonaro es tan nociva para el país, para Brasil, como beneficiosa y conveniente es su no permanencia, la no prolongación de su figura política populista y de ultraderecha.

Comentarios cerrados.

dXmedio sólo usa cookies propias con propósitos técnicos que pueden mejorar la experiencia de navegación, y no obtiene ni cede datos personales de los usuarios sin su conocimiento. No obstante, hay enlaces a sitios web de terceros cuyas políticas de privacidad son por completo ajenas a las de nuestro portal web. Tú puedes decidir si aceptas o no cuando accedes a ellos. Gracias. Aceptar LEER MÁS