dXmedio
¡Lo invisible se ve!

La firmeza frágil del Gobierno de Evo Morales

Golpe de Estado en Bolivia: La tiniebla encendida (3)

La firmeza frágil del Gobierno de Evo Morales en Bolivia. dXmedio.
114

La firmeza de Evo Morales era más frágil de lo que muchos pensaron. De otro modo, ¿cómo entender el golpe de Estado contra su Gobierno? Un golpe gestado por fuerzas violentas y poderosas, internas y externas.

La firmeza frágil del Gobierno de Evo Morales fue constatada en la forma en la cual una minoría de la ultraderecha del país ejecutó el golpe de Estado contra él. Un presidente legítimo, respaldado por las mayorías del país, es forzado a renunciar por una institucionalidad militar puesta al servicio de una fuerza anticonstitucional y fascista. Un proceso de transformación económica, inclusión social y construcción de un nuevo país, se va al traste en cuestión de días. Indiscutiblemente, algo falló en la salvaguarda del proyecto. ¿Traición imprevista? ¿Exceso de confianza? ¿Injerencia inadvertida?

Debilidades adentro

No hay duda de que Evo y el Movimiento al Socialismo (MAS) incurrieron en errores estratégicos a la hora de mantener en pie un gobierno bien ganado. Es fácil ver los toros desde la barrera, al igual que discursear acerca de los sucesos del pasado, así sea a un instante de transcurridos. Pero es evidente que fue tardía la reacción, en distintos niveles del Gobierno y en los colectivos de protección del proceso, frente a la bola de fuego que rodaba desde el Segundo Anillo, el Urubó de Santa Cruz, o desde el sur paceño.

Una tardanza fatal, que no se explica sólo por un exceso de confianza en la propia valía. O a causa de esperar demasiado de la solidez del armazón levantado durante los catorce años al frente de los destinos del país. Bueno, o por fiarse tanto de la inercia de un lapso aún mayor , si contamos las décadas invertidas en la consolidación de bases.

Algo había roto en los parales para que el andamiaje se doblara con la primera ventisca. Varias conexiones claves debieron estar interrumpidas toda vez que no se anticipó el modo de enfrentar un golpe anunciado de tiempo atrás.

Los urgidos de validación son los golpistas

¿Qué fue? Ya irán saliendo a la luz las variopintas causas de la debacle. Más vale, eso sí, que las enérgicas estructuras indígenas, obreras, mineras y sindicales bolivianas, que esta semana se despertaron sobre la orilla del naufragio, las sopesen bien antes de dar cualquier salto al vacío.

Ojalá que no se enfrasquen en las rencillas internas del poder que tuvieron y ya no tienen. Y que tampoco se aferren de los salvavidas arrojados por los golpistas calculadores con el fin de fragmentar sus organizaciones.

Que no se olvide que ahora los necesitados de validación y empuje son quienes se arrogaron un mandato que no les corresponde. Además, con una representación que en lo cuantitativo acaba de evidenciar su minoría y que en lo cualitativo es inmoral e ilegal.

Es innegable que sufre desgaste un líder o un partido continuados por varios períodos al frente de un gobierno, así sea vencedor en elecciones libres, beneficie a las mayorías y obre con limpidez y prudencia, más aún, con el potente empuje de los medios dominantes enfrentado y una persistente manipulación de la opinión pública.

Lo malo de Evo es que fue bueno

No obstante, no creo que por ahí hallaremos el nido de las garzas. El colapso tiene que ver con los golpes asestados a círculos de capital demasiado enraizados en la economía y las finanzas del país, nacionales y transnacionales, resentidos e intrigantes, que nunca podrían ser asimilados o integrados a un ecosistema con nuevas prioridades y distintos esquemas de relación y valor. La exigua progresión política o económica de un grupo social, un sector de la economía o una circunscripción territorial, indefectiblemente, implica variaciones, alteraciones y recortes en otro. No necesariamente por la aplicación de esquemas diferenciales, de predilecciones o sustracciones, sino aun de complementos o beneficio común.

Lo realmente malo de Evo fue que su gobierno ha sido bueno. De ahí que romperlo era una prioridad. De no haberlo tumbado el golpe tramado, los restantes dispositivos estarían en marcha. El Gobierno estadounidense ya aprontaba un paquete de drásticas medidas económicas y financieras, parecido al que padecen Venezuela y Cuba. Y a los que de seguro le aplicarán en unas semanas a México, y, probablemente,  a la Argentina, una vez que asuma el presidente Alberto Fernández.

En el contexto de agitación continental, los gobiernos insumisos son intolerables para los poderes hegemónicos. La insubordinación de los de abajo es violencia, la de los de arriba es una exigencia de libertad.

La firmeza frágil del Gobierno de Evo

La matriz mediática puesta en marcha por los golpistas bolivianos y la prensa dominante en cuanto a que Evo Morales renunció a la presidencia tiene el mismo corte embustero y repulsivo de la teoría puesta en circulación por los golpistas en Chile. La Junta Militar encabezada por Augusto Pinochet, hace 46 años, afirmó con absoluta desfachatez que Salvador Allende se había suicidado.

No se llama renuncia a la dejación forzada de un cargo. Ni a la dimisión ante la disyuntiva de que asesinen a la familia o acribillen a los copartidarios. Como nadie se suicida con dos disparos percutados con dos armas distintas,. O con una pistola empuñada, por primera vez, después de muerto.

“Ahora sí está usted en la potestad constitucional -conminó al traidor Kaliman, luego de que el presidente Morales fuera obligado a renunciar, la senadora que horas después lo suplantaría-, conforme el Artículo 244 y el Artículo 6, incisos E y G, de su Ley Orgánica de la Fuerzas Armadas, de mandar a sus funcionarios a la calle para que le colaboren a la Policía”.

La Constitución boliviana es categórica al establecer que las Fuerzas Armadas tienen por misión fundamental “garantizar la estabilidad del Gobierno legalmente constituido”. Lo que solamente cumplieron cuando ya no había Gobierno legal que preservar.

Otra tergiversada interpretación del Artículo 244 de la Constitución, que por ninguna parte habla de que las Fuerzas Armadas apoyen las acciones vandálicas y de intimidación de la Policía. En cambio, sí es categórica al establecer que las Fuerzas Armadas tienen por misión fundamental “garantizar la estabilidad del Gobierno legalmente constituido”. Lo que solamente cumplieron cuando ya no había Gobierno legal que preservar.

BIBLIOGRAFÍA

Bibliotodo Noticias. (2019). Coronel cristiano de las fuerzas armadas consagra públicamente al ejército de Bolivia para Jesucristo. 12 de noviembre.

Center for Economic and Policy Research, CEPR. (2019).  [Página ya no disponible en línea]

CIA. (2019). The World Factbook. Bolivia. 29 de octubre.

Constitución Política del Estado Plurinacional de Bolivia (2009). Artículo 244.

El Nuevo Herald. (2019). Ella es Jeanine Áñez, autoproclamada presidenta de Bolivia. 12 de noviembre. [Página ya no disponible en línea]

Infobae. (2019). Evangélicos de Argentina: La iglesia no puede ser utilizada como recurso político para enfrentar a ciudadanos de una misma nación”. 14 de noviembre.

Informe21. (2019). Luis Camacho toma distancia de Carlos Mesa en la crisis en Bolivia. https://informe21.com/politica/luis-camacho-toma-distancia-de-carlos-mesa-en-la-crisis-en-bolivia 8 de noviembre. [Página ya no disponible en línea]

Labbe, Daniel. (2019). Médico forense que sostiene que Allende no se suicidó recibió importante distinción internacional. El Ciudadano. 7 de agosto.

Ver:  TINIEBLA ENCENDIDA EN BOLIVIA

Comentarios cerrados.

dXmedio sólo usa cookies propias con propósitos técnicos que pueden mejorar la experiencia de navegación, y no obtiene ni cede datos personales de los usuarios sin su conocimiento. No obstante, hay enlaces a sitios web de terceros cuyas políticas de privacidad son por completo ajenas a las de nuestro portal web. Tú puedes decidir si aceptas o no cuando accedes a ellos. Gracias. Aceptar LEER MÁS